Todo lo que debe saber sobre: Gestión de peligros y riesgos

Todo lo que debe saber sobre: Gestión de peligros y riesgos

La seguridad de todos los integrantes de una organización es uno de los factores más importante para el correcto desarrollo de las actividades laborales, por esta razón, el empleador o contratante debe adoptar métodos para la identificación, prevención, evaluación, valoración y gestión de peligros y riesgos en la empresa.[1]

Y ¿cómo deben adoptarse las medidas de prevención y control?

De acuerdo al decreto 1072 de 2015, las medidas de prevención y control deben adoptarse con base en el análisis de pertinencia, teniendo en cuenta el siguiente esquema de jerarquización:

1. Eliminación del peligro/riesgo: Medida que se toma para suprimir (hacer desaparecer) el peligro/riesgo.

2. Sustitución: Medida que se toma a fin de remplazar un peligro por otro que no genere riesgo o que genere menos riesgo.

3. Controles de Ingeniería: Medidas técnicas para el control del peligro/riesgo en su origen (fuente) o en el medio, tales como el confinamiento (encerramiento) de un peligro o un proceso de trabajo, aislamiento de un proceso peligroso o del trabajador y la ventilación (general y localizada), entre otros.

4. Controles Administrativos: Medidas que tienen como fin reducir el tiempo de exposición al peligro, tales como la rotación de personal, cambios en la duración o tipo de la jornada de trabajo. Incluyen también la señalización, advertencia, demarcación de zonas de riesgo, implementación de sistemas de alarma, diseño e implementación de procedimientos y trabajos seguros, controles de acceso a áreas de riesgo, permisos de trabajo, entre otros.

5. Equipos y Elementos de Protección Personal y Colectivo: Medidas basadas en el uso de dispositivos, accesorios y vestimentas por parte de los trabajadores, con el fin de protegerlos contra posibles daños a su salud o su integridad física derivados de la exposición a los peligros en el lugar de trabajo. El empleador deberá suministrar elementos y equipos de protección personal (EPP) que cumplan con las disposiciones legales vigentes. Los EPP deben usarse de manera complementaria a las anteriores medidas de control y nunca de manera aislada, y de acuerdo con la identificación de peligros y evaluación y valoración de los riesgos.[2]

Adicionalmente, ¿qué medidas debe tomar el empleador?

El empleador debe suministrar los equipos y elementos de protección personal (EPP) sin ningún costo para el trabajador e igualmente, debe desarrollar las acciones necesarias para que sean utilizados por los trabajadores, para que estos conozcan el deber y la forma correcta de utilizarlos y para que el mantenimiento o reemplazo de los mismos se haga de forma tal, que se asegure su buen funcionamiento y recambio según vida útil para la protección de los trabajadores.[3]

¿Qué debemos saber sobre los EPPS?

De acuerdo a la normatividad vigente, la fabricación, calidad, resistencia y duración del equipo de protección suministrado a los trabajadores estará sujeto a las normas aprobadas por la autoridad competente y deberá cumplir con los siguientes requisitos:

  • Ofrecer adecuada protección contra el riesgo particular para el cual fue diseñado.
  • Ser adecuadamente confortable cuando lo usa el trabajador.
  • Adaptarse cómodamente sin interferir en los movimientos naturales del usuario.
  • Ofrecer garantía de durabilidad.
  • Poderse desinfectar y limpiar fácilmente.
  • Tener grabada la marca de fábrica para identificar al fabricante.[4]

Además de los elementos de protección personal, el empleador o contratante debe realizar el mantenimiento de las instalaciones, equipos y herramientas de acuerdo con los informes de inspecciones y con sujeción a los manuales de uso.[5]

De allí que el empleador deba desarrollar acciones de vigilancia de la salud de los trabajadores mediante las evaluaciones médicas de ingreso, periódicas, retiro y los programas de vigilancia epidemiológica, con el propósito de identificar precozmente efectos hacia la salud derivados de los ambientes de trabajo y evaluar la eficacia de las medidas de prevención y control.[6]

Finalmente, el empleador o contratante debe corregir las condiciones inseguras que se presenten en el lugar de trabajo, de acuerdo con las condiciones específicas y riesgos asociados a la tarea, fomentando de esta manera la seguridad y salud en cada empresa u organización.[7]

¿Busca aumentar la seguridad de su empresa? Con el servicio de áreas protegidas médicas de Zona Protegida de SSI podrá garantizar la protección de colaboradores, clientes, proveedores y visitantes. ¡Contáctenos!

Conozca más sobre prevención, preparación, respuesta y gestión de peligros y riesgos en nuestro siguiente blog. ¡Espérelo pronto!


[1] Artículo 2.2.4.6.24. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.

[2] Artículo 2.2.4.6.24. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.

[3] Artículo 2.2.4.6.24. Parágrafo 1. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.

[4] 4.3 Selección de los elementos de protección personal. Programa de elementos de protección personal, uso y mantenimiento.

[5] Artículo 2.2.4.6.24. Parágrafo 2. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.

[6] Artículo 2.2.4.6.24. Parágrafo 3. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.

[7] Artículo 2.2.4.6.24. Parágrafo 4. Ministerio del Trabajo. Decreto 1072 del 26 de mayo de 2015.